Como si supiera quién soy

Eduardo E. Vardé

Foto: Marisa Paulucci.

COMO SI SUPIERA QUIÉN SOY

Tengo que contar quién soy y la verdad, no sé por dónde comenzar. Mi partida de nacimiento dice: "Eduardo Enrique Vardé". Según este documento, tendría treinta y cinco años y sería hijo de una madre soltera, Josefa Rosa Isabel Vardé. De mi progenitor biológico no sé ni el apellido. Aunque sí tengo papá. Es así: otra mamá, una mamá no biológica que cumplió la función paterna. Elsa Amalia Carabajal. Padre por amor. Entonces, debo volver al principio. Soy Eduardo Vardé, hijo de dos mamás: mamá-mamá y mamá-papá. Nací el 30 de julio de 1984, en el sanatorio Humboldt, de la Ciudad de Buenos Aires.

Cuenta la anécdota que cuando nací, Elsa corría por los pasillos al grito de "¡Nació Juan Domingo! ¡Nació Juan Domingo!". Por suerte, llegó tarde a la inscripción. Prefiero llevar este Eduardo, el nombre oculto de Elsa. Ella, en la voz de Rosa, era Eduardo. Cuando comenzaron a salir (y hasta su ruptura en el 92) tuvieron que ocultar su amor para resguardarse de la discriminación. Eduardo era Elsa. El anillo de compromiso de mi mamá llevaba nuestro nombre: Eduardo. Y eso es algo que me enorgullece, que tiene sabor a justicia poética.

En cuanto a lo más formal, crecí, viví y soy moronense.
Aunque los vientos de mis elecciones me hayan llevado por tres temporadas a La Plata y por cinco a Moreno, siempre tendré parte de mi corazón en Morón.
Tengo la compañía de la mujer más adorable del mundo. 
Soy Profesor en Lengua y Literatura, porque ella me obligó con un "¡estudiás o te vas!"
Y estudié, no me quedaba otra. Sin embargo, esa opresión me liberó. Y desde esta libertad que construimos, la vuelvo a elegir cada mañana.
Tengo una hija que es una oda a la vida. Cada momento de su adolescencia me hace replantearme el nivel de alienación que llevábamos en los noventa.

Escribo narrativa breve, muy breve, más breve, un poquito menos larga que más breve. También escribo poemas. Busco poner en palabras todos los sentidos descolocados que me cuelgo en la mirada. Salto de la boca como la poesía.

Recibí la Beca a la Formación del Fondo Municipal de las Artes y Transformación Social, de Morón, descentralizado del Fondo Nacional de las Artes. En la disciplina Letras. Año 2018.

Como autor, publiqué La cultura del amor (2009), Dos veces breve (2013), Felicidonia (2017), El idioma abisal (2019). Participé de varias antologías en Argentina, América y España. Destaco el Basta, cien hombres contra la violencia de género (2016), Historias de camiseta (2019) -donde le escribí un cuento a Juan Román Riquelme-, 80 microrrelatos más (2013), El cuento con más finales del mundo (2014), La plata te cuenta (2012) y No todo se desmorona (2016).

Como antologador, publiqué, junto a Fabián Chazarreta, el libro cartonero Literatura, Educación y Resistencia (2018). El objetivo fue visibilizar la situación de precariedad, abandono y desidia en que encontraban las comunidades educativas del conurbano bonaerense. Más específicamente Moreno, donde me empleo como docente.

Me han traducido al francés en Lectures d’argentine 3 (2015) algunos de los textos que integran el libro Dos veces breve. Ediciones de la Université de Poitiers, Francia. Lo pueden leer en https://es.calameo.com/books/0026177996c03a804c8d3

Publiqué ensayos académicos en el libro Visiones contemporáneas de la ficción breve (2020) y la revista Plesiosaurio, ficciones en la revista Con letras se vive (Moreno), Kundra (CABA), Cita en las diagonales (La Plata), QU literatura (Haedo), La lupa cultural (San Isidro), Cuentos y más (CABA), Muu+ (CABA), Spleen de Lima (Perú), Horizonte (Tandil), Biblioteca Sarmiento (Gral. Alvear, Mendoza), Ficción mínima (Venezuela), El relato del mes (España). Enjambre de jengibres (La Plata), Libros y letras (Colombia), Piedra y Nido (Córdoba), Solo tempestad (San Isidro).

Recibí varios reconocimientos: fui dos veces finalista de Concurso anual de la Feria del Libro de Buenos Aires, Fundación El Libro, 2016 y 2018; Mención especial en el I Concurso de poesía de la revista Qu, 2018; Segundo premio en el Concurso literario internacional "Guka”, 2014; ganador en el Concurso literario "El cuento con más finales del mundo”, otorgado por la editorial Megustaescribir del grupo Penguin Random House, Madrid, España, 2014; primera mención en el concurso literario "75° aniversario, peña de bellas artes de La Plata", 2011; Mención en el “Premio Nacional de Literatura del Municipio de Tres de Febrero”, 2010; Mención especial en el  I Concurso de minicuentos "Por una sonrisa un cielo", España, 2016; y Mención de honor de el XXXI concurso internacional de poesía y narrativa Audiolibro “Unidos por el Mundo”, 2012.

Asistí a Congresos, Encuentros, Jornadas, Foros, Coloquios, Lecturas y Festivales de los diversos tipos y colores, porque la literatura es un espacio que necesita de la socialización para mantenerla activa.